¿Por que las empresas ofrecen beneficios sociales a sus empleados?

Pueden se varios los motivos por los cuales las empresas toman la decisión de ofrecer beneficios sociales a sus empleados:

  • Atracción y retención del talento
  • Interés de los empleados por este tipo de productos.
  • Toma de conciencia sobre la responsabilidad social de la empresa.
  • Reducción de costes para las compañías respecto a darlo como monetario
  • Negociación con los sindicatos.
  • Práctica habitual en el mercado, sector…
  • .Legislación laboral.
  • Interés de los empleados por este tipo de productos.

Aunque el origen puede ser dispar, el resultado obtenido está muy relacionado con el bienestar y motivación del empleado, lo que le hace ser mucho más rentable para la compañía ya que ésta va a tener menos rotación, menor absentismo y mayor atracción de talento.

La cantidad de beneficios o servicios que podemos ofrecer a nuestros empleados es infinita, desde implantar una política de wellness, de conciliación, de uso de nuevas tecnologías o de previsión social, etc. Podemos ofrecer flexibilidad, cuidar de la salud del empleado, pensar en su futuro, ahorrar por él. Todos estos beneficios serán medios para conseguir que ese empleado esté más motivado y que al final pueda rendir más. En definitiva, que la compañía alcance sus resultados.

Si además tenemos ventajas fiscales y/o de cotización en estos productos, su atractivo será mucho mayor, pero nunca tendremos que perder de vista su objetivo inicial.

Un paso más allá en estas políticas sociales será la participación activa del empleado a través de lo que llamamos sistemas de retribución flexible o retribución a la carta. Podemos permitir al empleado cambiar los beneficios que les estamos ofreciendo, o darle la posibilidad de “comprar” de su salario monetario los beneficios que más se adaptan a sus necesidades. Esto, nuevamente, permitirá que el empleado esté más motivado y por lo tanto pueda aportar mucho más a la compañía.

Observemos a continuación algunas políticas sociales incluidas en empresas de nuestro país.

‘WELLNESS’

El objetivo de esta política es cuidar de la salud de nuestros profesionales. Un empleado sano será un empleado que rinda mejor y que al mismo tiempo tenga menos bajas médicas. Por lo tanto está claro el retorno de la inversión que nos puede dar una política de este tipo más allá de un ahorro fiscal o una no cotización a la seguridad social.

Dentro de las políticas de wellnes nos podemos encontrar diferentes beneficios o servicios. Detallamos los más comunes.

Seguro médico

Es el producto estrella de los beneficios sociales. A través de este producto el empleado va a tener grandes beneficios como son:

  • No tiene que esperar listas de espera.
  • Puede tener una segunda opinión.
  • Puede adaptar sus horarios a su vida personal y profesional.
  • Puede realizar una función de prevención de la salud.

Los seguros médicos pueden tener más o menos cobertura y en otros países es bastante habitual que la compañía ofrezca un paquete básico y que el empleado “pague” por otros servicios que se adaptan más a sus necesidades.

Estos beneficios pueden ser la posibilidad de adquirir un producto de reembolso, dental, psicología,programas para dejar de fumar, programas para reducir el colesterol, fisioterapeuta, programas de bienestar personal…

Conciliación

El objetivo de esta política es ofrecer al empleado la posibilidad de conciliar su vida personal y su vida profesional. Esto nos dará empleados más motivados y comprometidos con la compañía y al mismo tiempo empleados más rentables.

Dentro de los beneficios que se ofrecen en esta categoría estarían: implantación de servicios exclusivos para empleados (bancos de tiempo), flexibilidad de horario; compra de días extras de vacaciones; ayuda a guardería; facilitadores de vida.

Movilidad

El objetivo de esta política está muy relacionado con la conciliación. Vamos a ofrecer estos productos para facilitar el acercamiento del empleado a su oficina: rénting de coche / Rénting moto; plus transporte; cheques de transporte; móvil de compañía.

Previsión social

Productos encaminados a cubrir la previsión social del empleado: Seguro de vida y accidentes (ayuda a la familia en caso de fallecimiento y ayuda al empleado en caso de incapacidad total); planes de ahorro y jubilación.

Desarrollo profesional

Productos que se adaptan al crecimiento profesional del empleado: formación general; formación en idiomas; formación específica del puesto; uso nuevas tecnologías.

Ayuda a la dependencia

Productos encaminados a ayudar a los empleados en temas relacionados con la dependencia:asistencia domiciliaria; teleasistencia; servicio de convalecencia.

En resumen, podemos decir que las compañías están tendiendo hacia una política de compensación total que incluye diferentes conceptos retributivos. Estos conceptos son cada vez más flexibles para adaptarse a las necesidades de cada empleado.